martes, 27 de octubre de 2009

Tejas que ahorran energía cambiando de color



Un techo negro atrae la luz y el calor, por lo que en verano se vuelve muy molesto, y nos hace consumir más electricidad de ventiladores y aire acondicionado. Pero en invierno es ideal que sea negro, justamente para aprovechar ese calor que atrae del sol en la calefacción. Ahora, para el verano sería ideal un color blanco en el techo ya que refleja la luz del sol y mantiene al hogar fresco. ¿Pintamos el techo de un color diferente en cada estación? No, la solución es tener tejas que cambian de color de acuerdo a la temperatura.
Estas tejas “inteligentes” han sido desarrolladas por investigadores del MIT, en Estados Unidos. Tejas que se vuelven blancas cuando hace calor y negras cuando el frío arrecia. Mientras están de blanco reflejan casi el 80 por ciento de la luz solar que incide sobre ellas. Cuando están de color negro, sólo reflejan el 30 por ciento, el resto es absorbido y aprovechado.
Según han estimado los investigadores, con este cambio se puede llegar ahorrar un 20 por ciento en el consumo eléctrico durante el verano. Todavía no han podido cuantificar el ahorro en invierno.
Las tejas han sido fabricadas a base de polímeros en una solución encapsulado entre capas de plástico flexible. Cuando hace frío el polímero se mantiene disuelto, dejando que se vea el fondo negro. Cuando la temperatura sube, el polímero se condensa y forma gotas pequeñas que dispersan la luz y producen una superficie blanca.
Por ahora es un prototipo, le falta para llegar al mercado, pero sin duda es algo que puede revolucionar el mercado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

1

Buscar este blog

Related Posts with Thumbnails